viernes, 16 de abril de 2010

¡QUE POCO SOMOS!

Ha bastado la erupción de un volcán en una pequeña isla como Islandia para que se haya provocado en pocas horas un caos en el transporte aéreo europeo que, según nos dicen, no tiene precedentes, ni siquiera en los dramáticos momentos del atentado del 11-S.


Verdaderamente qué poco somos frente a la fuerza desatada de la naturaleza.

Tal vez deberíamos reflexionar seriamente sobre si con toda nuestra tecnología, nuestra ciencia, nuestros descubrimientos, no estamos en realidad a merced de los acontecimientos naturales que nos desbordan sin remisión. Y aprender.

No podemos predecir un terremoto, no podemos controlar las lluvias torrenciales, ni las prolongadas sequías, ni las plagas de langosta, con las tremendas causas que tienen para millones de personas.

Hace un año Italia tembló, hace poco Haití, después Chile, ayer China y ahora lo del volcán islandés, sin contar otros hechos que son menos relevantes mediatamente o bien ocurren en zonas que, por no estar habitadas, no llegan a nosotros. El resultado ha sido catastrófico.

Afortunadamente, la nube de ceniza volcánica,  sólo produce molestias y retrasos a los que quieren trasladarse de un lugar a otro en avión, pérdidas a las compañías aéreas y cierta alarma social por el caos en el transporte.  Otros acontecimientos han provocado miles, cientos de miles de muertos y heridos y no se ha podido hacer nada.

Me pregunto si la naturaleza, maltratada, no se subleva contra tanto dolor, contra tanta especulación, contra tanta barbaridad y se defiende de la única manera que puede: revolviéndose contra quien pretende doblegarla.

Sé que muchos van a decir que esto ha ocurrido siempre, que ya el Vesubio arrasó Pompeya y Herculano hace centenares de años. Pero me queda la duda de si tendríamos que ser más respetuosos con nuestro entorno natural.

15 comentarios:

  1. Ambas cosas. Esto ha ocurrido siempre, desde luego, pero actualmente estoy convencido que existe una frecuencia que significa que la tierra, Gaia, es ese ser que se retuerde por el daño y por nuestra soberbia.

    ResponderEliminar
  2. A mí no me quedan dudas, Txema. Creo que los humanos maltratamos a nuestro planeta. Dicen que nunca ha habido tantos desastres naturales tan intensos y continuados como en los últimos años. Este 2009-2010 es especialmente catastrófico.
    Lo de la "nube islandesa" tiene una repercusión económica feroz. Según han dicho, con pérdidas DIARIAS de más de 150 millones de euros. ¿Más paro, más ERES, más despidos?

    Un tema el de los desastres naturales a tener muy en cuenta.

    Buen fin de semana y besos

    ResponderEliminar
  3. De acuerdo contigo. Urge que retomemos el contacto con la Madre Naturaleza. y es cierto, hemos abusado con soberbia de su generosidad.
    Tenemos una deuda con ella que ahora os la está cobrando...

    Un abrazo tiznado

    ResponderEliminar
  4. nos la está cobrando. Dice. Vale

    ResponderEliminar
  5. La insoportable levedad del ser. Eso somos, leves e insignificantes en el contexto de la propia naturaleza. Lo queremos controlar todo, pero hay muchas cosas que se escapan. Y se escapan porque no queremos ver a la naturaleza desde su propia conservación sino desde el provecho egoísta que le queremos sacar. Entonces, en lugar de nuestra aliada, se puede convertir en amenaza justiciera de las agresiones.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Tenemos que ser más respetuosos, eso es cierto, pero yo creo que de todas estas cosas no nos salva nadie, porque como tú dices se vienen produciendo desde hace millones de años. En cualquier caso, en nuestra mano está mejorar las condiciones de la naturaleza que nos rodea, no evitará cataclismos, pero sí nos hará salir mejor parados de ellos.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Txema, quitando al primo de Rajoi, todo el mundo se ha dado cuenta ya que esto del calentamiento global lo tenemos encima.
    Lo del volcán, de nombre impronunciable para mí, está trayendo y traerá más consecuencias que las económicas (que son muchas)
    Tuvimos las cenizas del Pinatubo por mucho tiempo, pero esto de Islandia, marcará un antes y un después. Seguro.

    ¡Buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  9. Vengo para agradecerte el comentario tuyo en mi blog....
    La naturaleza se rebela...Todos deberiamos de hacer algo...
    Se resiente no solo por las personas que le hacen daño, sino tambien, por las que se sientan a ver lo que pasa.
    Recibe un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Hola Txema... siempre ha pasado, pero es cierto que estamos maltratando tanto el planeta que estamos desequilibrando la naturaleza. No hay duda de que seamos en parte responsables de ciertas catástrofes que están ocurriendo, y totalmente responsables de otras (cambio climático!). Yo creo que hay poca esperanza para este planeta, lo estamos destrozando y hay cosas que ya no se pueden rectificar.

    Y ojo, que el volcán de Islandia está considerado como uno de los más pequeños e inofensivos. Hay muchos volcanes por el mundo que están "adormilados" pero como se despierten... apaga y vámonos!

    Qué negativa soy, no? Pero de verdad que creo que las cosas van a ir a peor...

    ResponderEliminar
  11. La fuerza desatada de la naturaleza siempre ha estado ahí. Pero la arrogancia tecnológica no. Así, construimos en medio de cauces y las riadas inundan las casas. Nos olvidamos que los volcanes existen y un día despiertan desaforados.
    Pero la naturaleza somos también nosotros, es lo mas importante que debemos asumir. El daño que hacemos, nos lo hacemos a nosotros mismos. La contaminación que lanzamos al mar hemos de comerla cuando los peces llegan a la mesa. No creo que deba ser consuelo, que nuestros hijos o nietos llevarán peor parte.

    ResponderEliminar
  12. Otros acontecimientos han causaso muertos y no se habla de ello, pero todos conocemos a alguien afectado por las cenizas...

    ResponderEliminar
  13. La tierra protesta, tiembla y grita porque no cuidamos de ella, la maltratamos, deberíamos ser más respetuosos con el medio ambiente, cuidarlo y protegerlo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Todas estas cosas han ocurrido antes, es verdad, pero hemos ido demasiado lejos.

    Construimos nuestra propia destrucción.

    saludos a todoas y todos por vuestros comentarios.

    ResponderEliminar
  15. Hola TXEma, a tu preg en mi blog: no, no es nada malo. Es un viaje por trabajo, COngreso, etc.

    UN abrazo

    ResponderEliminar