miércoles, 9 de noviembre de 2011

UN NOVIEMBRE MÁS

Foto: Txema

Decir

Un noviembre más,


es como decir,


un poco más viejo,


y un poco más solo.


Algunos dirán


que también

un poco más sabio.


Y me pregunto ¿para qué?


Si al final del camino,


quedará sólo una maleta


cargada más de olvidos


que de recuerdos.


De algún pequeño o gran amor,


y muchos más desamores.


De alguna palabra amiga,


y demasiados cómplices silencios,


de alguna esperanza jóven


y más añejas decepciones.


Hoy, un noviembre más,


sé aún que tú me quedas


y no sé por cuánto tiempo


porque lo que casi no me queda


Es el tiempo.

15 comentarios:

  1. Me has dejado un regusto triste al terminar de leer.
    No te quiero ver negativo.
    Siempre positivo, nunca negativo...que decía el cabeza cuadrada de Van Gal.
    Un mes más en que he tenido el placer de ser tu amiga.

    Besos y besos.

    ResponderEliminar
  2. Jajaja. Me río María con tu ocurrencia. Francamente ser positivo como semejante tarugo, no sé qué decirte. Pero te agradezco mucho tu ánimo y tu comentario. Yo soy el que tengo que estar agradecido a ti.

    Besos.

    Por cierto, has vuelto a cambiar la imágen.

    ResponderEliminar
  3. Un noviembre más para comer castañas, para tirarse al monte a buscar setas, para contemplar la lluvia tras los cristales, para leer los libros que no leiste en verano,...
    Un noviembre más, porque después vendrá diciembre y un nuevo año, y otro, y tal vez otro... y espero que muchos más.
    La vida y saber vivirla saboreando cada instante, eso es lo que importa.
    Bicos

    ResponderEliminar
  4. Dilaida, eso es cierto, pero noviembre es un mes escasamente agradable, que empieza con un día de difuntos. Si mal no recuerdo los republicanos franceses le pusieron brumario. Puf

    Bicos

    ResponderEliminar
  5. Hay dos manera de contar el tiempo: puede ser un noviembre más o un noviembre menos, según se mire; pero lo que es seguro es que lo estás contando, y maravillosamente bien.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Mercedes, gracias. Verás: para mi es uno más porque es el mes en el que nací. Y, quizás de forma equivocada, en estas fechas tengo la constumbre (pésima seguramente) de hacer balance de mi vida. Imagínate si hay años para recordar.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
  7. Un noviembre para sentarse al lado de la chimenea y tomarse un rioja, un jamosncito, un chorizo tierno...
    Noviembre, para subirse el cuello del jersey y sentir el frío , sanísimo en la cara.
    Noviembre para vivir al día-

    ResponderEliminar
  8. Yo te he dicho lo de sabio en Facebook, y es cierto, Txema.
    Un noviembre que cuentas otra vez, que te abre un nuevo año de tu vida, que te traerá sensaciones de todas clases.
    Felicidades y no olvides que el misterio se esconde tras cualquier esquina, dispuesto a ofrecerse al viajero más escéptico.
    Un fortísimo abrazo y los correspondientes tirones de orejas.

    ResponderEliminar
  9. Para mí, amigo Txema, un noviembre más para gozar de la vida, para vivirla y compartirla, para disfrutar de mi gente, de mis amigos y de mi entorno... ¿Será posible?
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Oa veo a todas y todos muy animosos en este noviembre.

    María Jesús, la idea del jomoncito y el Rioja es interesante. Puede ser que la ponga en práctica en breve.

    saludos

    Isabel, me da la impresión de que ya van quedando pocos misterios. Pero, efectivamente, nunca se sabe y en cualquier esquina aparece alguno. Gracias de nuevo.

    Besicos

    Gocemos pues, querido amigo Antonio, pese a que el panorama en tan brumoso como este brumario.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Un noviembre más y despues diciembre y se acabó el año y vuelta a empezar, me gusta este mes, siempre me ha gustado, es mi santo, es mi cumple, y a mí me ineteresa ir haciendo años Txema, es señal de que continuo en la palestra.Un petonet.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Carmen.

    Besos

    Gèni, cumplimos años el mismo mes. Un motivo de alegría como también que sigas muchos más noviembres.

    Petonets

    ResponderEliminar
  13. No importan los meses ni los años, Txema. Te queda el tiempo que tú quieras: demasiado o demasiado poco. Igual que puedes encontrarte más y más solo aunque cada vez haya más gente en el planeta, también puedes sentirte cada vez más acompañado. Simplemente considerando los comentarios que tienes en este blog, ¿cuánta gente recibe tantos en Facebook, a pesar de que sus mensajes no requieran una respuesta tan meditada como estos?

    ResponderEliminar
  14. Gracias Nati, pero son muchos más, estoy seguro.

    besos multiplicados.

    ResponderEliminar